The Last One


Para arrancar, les paso a contar que el título del post va en honor al último episodio de Friends, que tiene ese nombre. Y bueno nada, me pareció copado para poner.

Este no va a ser un post largo ni nada, va a ser conciso como para que quede una despedida en el blog.

Si, bueno, dejo de escribir acá. Bah, dejo de escribir en general. Hace tiempo que me cuesta mucho hacerlo, no tengo bien definido el por qué, pero creo que se debe a que no tengo inspiración. Me siento al frente de una hoja y pasan los minutos y sigue estando en blanco, inclusive pasaron horas y nada, cerraba mi cuaderno y me iba. Si llegaba a poder escribir algo, mientras lo hacía (y obviamente después) sentía que era basura, que era repetitivo, que no tenía nada de creatividad, que daba lo mismo si se escribía o no. Todavía siento eso cuando leo por ejemplo el último cuento o varios capítulos del penúltimo.

Tenía capaz un destello de inspiración, escribía algo que me gustaba, y después no lo podía seguir porque la mente se me bloqueaba de nuevo, y ahí quedaba, el post a la mitad, yo sintiendo al blog como una carga, y odiando que quedaran las cosas incompletas. Así que ahí me esforzaba y escribía algo que no me gustaba, que no valía la pena, pero por lo menos ayudaba a terminar la historia y me sacaba esa mochila. Hasta me cuesta bastante entender a la gente que me dice que lo que hice está bueno.

La principal teoría de por qué me pasa esto, como ya lo dije, es la de que me falta inspiración (también puede ser que soy una poronga escribiendo, pero bueno, vamos a dejar eso como última alternativa). Durante estos meses mi vida fue muy estable, muy normal, muy nada. No hubo algún amor, no hubo algún hecho que me motivara a expresarme, no existió una pasión que me quitara el sueño por las noche. Nada. Eso supongo que mató un poco mi creatividad. Traté leyendo libros nuevos, viejos, mirando películas que antes habían funcionado para esto; pero todo se mantenía igual. Todo se mantiene igual.
Pero para que no deje una imagen triste de mí esto, también hay otra teoría (es una frase de Cortázar) de por qué no puedo escribir, que más allá de que probablemente no sea cierta, es más poética y hace todo esto más lindo:

Imprimir

Seguro que es eso, no?

Bueno, esto no es el final del blog, va a seguir estando acá para cuando quieran respirar mi literatura (?). Esto tal vez es un hasta luego, quién sabe, capaz dentro de unos meses me tienen escribiendo de nuevo. Se verá, por lo menos por ahora, es una pausa indeterminada, que marca el cierre de un ciclo, el cierre de un ciclo de este blog que tanto quiero. Esto es algo así como el final de una temporada de una serie de la que no se sabe si renueva para una segunda. (?)

No es fácil mantener un blog por más de un año, hoy en día no entiendo cómo hacía para escribir semanalmente antes, por eso, estoy orgulloso de esto que llamé And You Will Love It en “honor” a esta foto

1732150_700b

…,de todo lo que representó para mí, y ciertamente también para otra gente, que lo leyó, que lo lee, y que tal vez lo lea o relea en un futuro.

Para ir cerrando voy a poner una frase de una canción de Sabina, la misma frase con la que finalicé hace mucho mi primer post, que forzándola un poco e imaginando que soy re pete y le hablo yo a mi blog como si fuera una novia que estoy dejando, también va con este último post:

“Este adiós no maquilla un hasta luego, este nunca no esconde un ojala, estas cenizas no juegan con fuego, este ciego no mira para atrás. Este notario firma lo que escribo, esta letra no la protestaré, ahórrate el acuse de recibo, estas vísperas son las de después. A este ruido tan huérfano de padre no voy a permitirle que taladre un corazón podrido de latir. Este pez ya no muere por tu boca, este loco se va con otra loca, estos ojos no lloran más por ti.”

Y bueno,

gracias a todos por tanto

14156_4974507488995_1817222755_n

(queda re dramático y no quiero que sea así pero también queda como muy bien esta imagen de esta escena para cerrar)

Adiós

Nico Shuga

Necesitamos los huevos


(los huevos de gallina, no los otros)

La semana pasada tenía muy claro qué escribir en este post, y ahora, no tengo la menor idea ¯\_(ツ)_/¯. Veremos lo que sale.

Tenía pensado hablar, como hace mucho no lo hacía, sobre las relaciones, inspirado un poco en la película Annie Hall de Woody Allen y en el hecho de que me enamoré 3 veces en la misma semana, posta. Era perfecto, porque ambas cosas están muy relacionadas.

Cuando me pasó eso de enamorarme misteriosamente 3 veces, me puse a pensar qué me llevó a eso, qué pasó dentro de mi para que se produzca algo que no se puede controlar como el amor, que puede ir y venir sin aviso alguno. Comencé a elaborar ciertas hipótesis:

La primera era que era un pajero, y que quería una mina por el simple hecho de ser un pajero. Esa teoría la rechacé, porque según mis fríos cálculos (?) las mujeres de las que me “enamoraba” no eran ni putas fáciles ni tenían un cuerpo de pornostar. Ademas es muy fácil distinguir la calentura de los sentimientos, entonces me puse a pensar sobre cada una de esas mujeres y me di cuenta de que sí era un “enamoramiento” (aclaro que voy a poner todas las derivaciones de la palabra enamorar entre comillas por las dudas). En fin, esa teoría quedó descartada.

La segunda teoría es que era por aburrimiento, que estaba aburrido de la rutina de la soltería (?) y que quería, por voluntad propia de mi subconsciente estar “enamorado” para así tener algo alguien a que dedicarle mi tiempo. Era una muy buena hipótesis, y como primer fundamento se encontraba el hecho de que el aburrimiento no siempre se distingue, muchas veces pasa que uno lo confunde con otras cosas, por lo general es hambre, pero en este caso sería “amor”. Aparte estaba en la época que todos están rindiendo, entonces la mayoría de mis amigos estaban estudiando y por ende había momentos en los que no tenía compañía para hacer algo, me aburría, y mi mente pensaba que necesitaba una novia. Descarté esto al comprobar que cuando a mi vida se sumaron nuevas actividades y mis amigos terminaron de rendir y me juntaba con ellos de nuevo, y ya no estaba más aburrido, me volvió a pasar lo del “enamoramiento”.

Acá es donde entra la tercera teoría, la que personalmente creo que es la correcta, y la que tiene relación con la película Annie Hall.

Annie Hall monólogo

 

 

Ahí está, así de simple, “most of us need the eggs“. Seguramente uno no siente determinadas cosas por alguien por el simple hecho de querer hacerlo. Seguramente lo hace, porque lo necesita, porque le da algo, adrenalina, alegría, el hermoso temor y la pasión de estar “enamorado” que hace que la vida de uno cambie dramáticamente, etc. Algo de todo eso le hace bien a uno, y muchas veces uno no lo sabe conscientemente, y por eso necesita, como dice Woody, “the eggs”.

También en la película se dice que la vida está llena de soledad, miseria, sufrimiento y tristeza; y que se termina muy rápido. Comparto, pero creo que esas razones son las que también nos llevan a que necesitemos “the eggs”, que estar con alguien que nos haga feliz, nos ayuda a atravesar eso de una mejor forma, y hasta en determinados momentos hace que no percibamos ninguno de esos puntos. También nos ayuda para los buenos instantes, esos segundos de felicidad que se van tan rápido, pueden volver cuando son recordados con alguien, cuando vez a alguna persona y ésta hace que la mente evoque los momentos más alegres. Como se dice en Into The Wild,  “Happiness only real when shared”. (también creo que se puede aplicar lo mismo pero con los malos recuerdos, pero eso se deberá tratar en otro post capaz).

Tal vez mi imaginación que es media colgada y se apodera de mi haciendo que a veces me cueste identificar la fantasía dentro de la realidad haga que piense todo esto, y en realidad soy un pajero nato (?), espero que no, porque me gusta creer que a veces las cosas de la vida pueden funcionar de este modo en el cual hacemos inconscientemente algo que nos hace feliz. Me gusta creer que es un regalo de que nos hacemos nosotros mismos, no se si me explico.

Bueno antes de que esto se ponga muy meloso voy a terminar de escribir. No se si les pareció una pelotudez o si les copó, pero bueno, creo que refleja un poco lo que creo con respecto a las relaciones. Y ya se que seguro se deben estar muriendo por saber quiénes son las chicas que me produjeron esto, así que se los voy a decir, pero dentro de unos 10 años. (?)

Para cerrar, una canción que no se si tiene que ver con el post, pero bueno, me pintó:

 

Nico Shuga

P.D.: Si no te gustó, te aviso que te robe varios minutos de tu vida, forr@.

P.D.1: No se con quien estoy hablando.

Es una etapa


Quería que el primer post del segundo año de mi blog fuera sensacional (al final me terminó saliendo esto), que yo me sintiera satisfecho con lo escrito y que a la gente que le gustara, por eso no posteaba nada. Estaba en la duda de escribir un cuento nuevo, alguna historia, retomar el estilo de mis primeros posts; no sabía que hacer, y no encontraba la inspiración para hacerlo.

Me apoyé en la idea del cuento, iba a esperar que algo me pasara, que alguna persona se metiera en mi vida, que algún evento me marque, que descubriera algo nuevo, que se yo. Pero nada, nada pasó. Así que me resigné a seguir esperando por ese “algo”.

Hoy (domingo 24 de febrero) me desperté a las 6 am, no se por qué, y noté nuevamente lo que no notaba hace mucho: los juegos extraños que hace la mente en la cabeza de uno a la madrugada. Ojo, ayer también mi mente estuvo rara y engañosa, y antes de ayer, y antes de antes de ayer, y así todas las noches (soy de quedarme despierto hasta casi el amanecer).

Me pasa que siempre, durante las primeras horas del día (o en realidad de la noche) mi cabeza trabaja a su máximo potencial para crear ideas absurdas sobre la vida, sobre tomar riesgos sin importar las consecuencias, sobre cómo debería enfrentar mi presente y futuro.

El amor, las mujeres, los amigos, la familia, la carrera, el trabajo. Recibirse, conseguir un empleo que me permita vivir tranquilo para mantener una familia y poder tener vacaciones a fin de año, casarse, tener hijos, ser un buen padre, educarlos hasta que se van de la casa, jubilarme, boludear de viejo, morir. Bueno, todo eso se me pasó por la cabeza estas semanas. Por qué tiene que ser todo tan así, tan estipulado, tan que si no lo hacés sos una decepción para mucha gente, tan que no triunfaste en la vida.

into-the-wild4

No se, más de una vez se me cruzó por la cabeza ser Alexander Supertramp (la foto es de la película Into The Wild que narra esa historia real), total, a esta edad no hay nada que perder, todo lo contrario, hay mucho, mucho que ganar. Pero ojalá todo fuera tan fácil. Suelo recordar en momentos así una frase de una película, Charlie Bartlett, en la que uno de los personajes dice “I can’t kill myself. I’ve got too many responsibilities. Parece una boludez, pero es muy cierto, uno no puede hacer lo quiere la mayoría de las veces porque tiene muchas responsabilidades, responsabilidades sociales, que te obligan a seguir una determinada línea para no ser un “descarrilado”.

(me fui a la mierda del tema sobre el cual tenía pensado hablar, la madrugada, pero bueno, creo que esto puede ir bien)

El otro día hablaba con un amigo, a quien lo vamos a llamar en este post como Lalo Landa, que me decía que se sentía “un fracaso en la vida” porque a otros les estaba comenzando a ir bien. Lo que me dijo no fue muy raro, a todos se nos pasó por la cabeza alguna vez de que nuestras vidas no estaban yendo a ningún lado. A mi me pasa seguido, sobre todo a la madrugada. Eso pasa porque nos comenzamos a dar cuenta de que no falta mucho para recibirnos y “salir al mundo exterior”, fuera de la vida de estudiante, y comenzamos a sentir de que se nos viene el mundo encima, que futuro ya es ahora y tenemos que trabajar y hacer muchas cosas bien para conseguir un buen trabajo, tener una buena familia, y éxito en la vida. ¿Nunca les carcomió la cabeza eso?

El decir “tengo 20 años, cuando pase el mismo tiempo que ya viví voy a ser un hombre 40, y siento que viví muy poco recién y que no hay forma que en ese corto tiempo uno llegue a hacer todo lo que “debe hacer”.

Es normal asustarse ahora, porque antes uno decía “bueno en 5 años cuando me esté por recibir voy a estar trabajando, viviendo solo, y ya formándome un futuro”, y ahora te das cuenta de que falta un año para esos “5 años” y todavía no hiciste la mitad de lo que habías pensado hacer. Bueno, las cosas en realidad no funcionan así. Uno elige, ahora, el año que viene, cuando quiera y lo sienta, qué hacer. A veces no está mal tomarse un tiempo para uno, hacer una cosa a la vez, y reencontrarse con uno mismo. Porque al hacer lo que uno desea, en el momento que siente que debe hacerlo, se llena más internamente, y se hace más feliz, y a medida que va descubriendo qué lo va haciendo más y más feliz, lo va haciendo más seguido, y así y es como comienza a formarse su verdadero futuro.

Tal vez el casarse, tener una familia, tener un trabajo estable para mantener un hogar, deba esperar un poco, pero ¿Qué tiene de malo? Capaz haya que soportar alguna tía que pregunte “¿Para cuándo la novia?” y cosas así que preguntan las tías, pero nada más.

Me fui a la recalcada concha de la lora de tema y antes de comenzar a creer que soy Steve Jobs en Stanford hablando sobre la vida, voy a dejar de escribir.

Hace mucho que no hacía post de este estilo, así que espero que no me haya salido tan pedorro. Igual voy a tratar de hacer algunos más así para variar un poco, hasta creo que ya tengo tema para el próximo (tiene que ver con que me enamoré 3 veces la semana pasada).

Para terminar, pongo una muy buena canción que creo que tiene una letra queda bien para este post. Es de una banda británica que me encanta, The Vaccines. Escúchenla, no se van a arrepentir.

 

Nico Shuga

P.D.: Si no te gustó, te aviso que te robe varios minutos de tu vida, forr@.

P.D.1: No se con quien estoy hablando.

(500) Días de escribir


Primero que nada, quiero decir algo sobre mi post anterior:

El Gracias, más por favor me está funcionando de maravilla. Bah, tampoco para para tanto, pero que me están llegando muy buenos resultados, lo están. Igual todavía falta mucho pero creo que el universo se está equilibrando un poquito para mí, y creo que lo que a nivel de karma te brinda esa frase tiene algo que ver. (aclaro que no es que se me solucionó la vida, sino que en la situación en la que la estoy usando está mejorando)

 

Bueno eso era lo que tenía para decir nomas, ahora continúo con la idea de este post

Cómo todavía en mi vida no me paso nada nuevo y tremendamente copado para escribir (o por lo menos algo que pueda hacer público) sigo inspirándome en las películas. Como se darán cuenta por el título, esta vez me inspiré en “Scott ¨Pilgrim vs The World”. No mentira, en (500) Days of Summer. Si ya sé, soy un pelotudo.

Dicha película está entre mis favoritas, por muchísimas cuestiones, la recomiendo si no la vieron; y con tantas situaciones que pasan en ella necesitaría banda de ganas y tiempo para escribir relacionándola con la vida real para hacer un post. Obviamente no lo haré.

Esta vez quiero basarme en una frase particular, en una escena determinada, en donde el personaje principal, Tom Hansen, que trabaja en una empresa que hace tarjetas de felicitaciones, motivacionales, etc, comienza a odiar todo lo que está relacionado con el amor, y dice algo muy interesante. Dice mas o menos que la gente compra esas tarjetas porque no pueden decir lo que sienten, porque tienen miedo a hacerlo; y que los mensajes de esas tarjetas, de las películas, y de las canciones de pop son los culpables de todas esas mentiras y angustias. Y que la gente debería poder decir lo que sienten, lo que de verdad sienten, y no algunas palabras que algún extraño puso en sus bocas.

 

 

Esto me hizo acordar a unas imágenes de mierda que veo siempre dando vuelta por Facebook, esas imágenes pedorras que tienen una foto que nada que ver con la frase, o que ponen una frase pésima sin nada de contenido con una foto que no identificaría nunca a nadie. Pero la gente las comparte, haciéndose los románticos. Asco me da. Perdón si sueno soberbio o pelotudo, pero es posta. Ejemplos de lo que me refiero:

 

(Obviamente el “But you’re a shoe” fue agregado después para burlarse)

A QUIÉN CARAJO SE LE OCURRE QUE ESTO ES ROMÁNTICO O TIERNO. Si uno siente algo y está enamorado o lo que sea, puede más o menos decir algo más coherente, simplemente tiene que mirar a esa otra persona, esa otra persona que es real, y que le debe hacer volar la imaginación a la noche como para que se le ocurran dos palabras tiernas que superen esas imágenes.

Igual tampoco es que uno tiene que inventar todo lo que dice, pero puede ayudarse con algo más copado, que llegué de una manera más profunda. Un buen libro, una buena película, una buena canción. Pierde el chiste si repetís textual que los otros dicen, sin importar que no identifique para nada a la persona que se lo decís, sin importar que esté en un contexto que nada que ver.

Yo no soy nadie para tomar de ejemplo, pero a mi me pasa eso de que me cuesta (o costaba creo) expresarme con mis propias palabras, sobre todo en la vida real, en el cara a cara (soy bastante tímido), por eso comencé a escribir en este blog, y como no siempre tenía material para hablar como lo estoy haciendo ahora, me basé en canciones, muchas, distintas, de bandas muy buenas, para poder expresar amor, olvido, traición, etc, y así me fui soltando para poder transmitir lo mismo pero personalmente. Algo, un poquito, creo que progresé, y me ayudó mucho el no reproducir todo lo que otro dice, y me ayudó mucho el leer algún que otro libro, escuchar alguna que otra discografía, ver alguna que otra película.

Se que la estoy claudiomariadomingueando dando consejos así (cómo el consejo de la semana pasada del “gracias, más por favor”), pero si a mi me funciona, tengo la esperanza de que a alguien más le puede funcionar y ayudar, y sino una mierda pero bueno. Por eso, esta semana los invito a leer, a pasar por alguna feria del libro o biblioteca, a ver películas con algún mensaje copado, a escuchar a una banda que los identifique, y que tenga letras profundas que te dejen pensando, y a escribir, cantar, hablar o lo que sea que los ayude a que puedan decir lo que sienten, lo que de verdad sienten, y no algunas palabras que algún extraño puso en sus bocas.

Gracias, más por favor.

Como siempre para terminar esto pongo una por lo menos para mí buena canción, esta vez The Black Keys con Little Black Submarines.

Pequeños submarinos negro
Operadora por favor
Conéctame otra vez
Le dije a mi chica que volvería
Operador por favor
Esto está destrozándome la cabeza

Oh podría ser
Que las voces que me llaman
Se pierdan y vayan a destiempo
Debería haberlo visto brillar
Pero todo el mundo sabe
Que un corazón roto es ciego
Que un corazón roto es ciego

Te recojo, te decepciono
Cuando quiero ir
A un lugar donde me pueda esconder
Me conoces, tenía planes
Pero simplemente desaparecieron
Hacia la parte de atrás de mi cerebro

Oh podría ser
Que las voces que me llaman
Se pierdan y vayan a destiempo
Debería haberlo visto brillar
Pero todo el mundo sabe
Que un corazón roto es ciego
Que un corazón roto es ciego

Mapas del tesoro, árboles que caen
Operadora por favor
Llámame otra vez cuando sea la hora
Amigos robados y enfermedad
Operadora por favor
Ponme de nuevo con mi mente

Oh podría ser
Que las voces que me llaman
Se pierdan y vayan a destiempo
Debería haberlo visto brillar
Pero todo el mundo sabe
Que un corazón roto es ciego
Que un corazón roto es ciego
Que un corazón roto es ciego

 

Nico Shuga

 

 

 

P.D.: Si no te gustó, te aviso que te robe varios minutos de tu vida, forr@.

P.D.1: No se con quien estoy hablando.

Gracias. Más por favor.


Hoy voy a hacer un post corto, inspirado nuevamente en las películas, a las cuales tan agradecido estoy por el material que me dieron y por las horas de aburrimiento que mataron.

Un día aprendí que cuando pasa algo que a uno le gusta, que disfruta, tiene que agradecer. Pero no vayan a pensar que me hago el pastor brasilero que quieren que le den plata diciendo “agradece irmão” y cosas así. Más bien es un simple ejercicio, que no solo tiene la parte del “gracias“, sino también incluye un “más por favor“.

Voy caminando por la calle, me encuentro $5 tirados en el piso, los agarro, y en mi mente digo “gracias, más por favor“. No vayan a pensar que se van a encontrar plata en cada cuadra que vayan caminando, sino qué es una forma de equilibrar el mundo.

Yo soy de esos que creen un poco mucho en eso de que el universo se equilibra con las acciones, que el karma es una puta sólo si uno lo es (esa última frase no va referida si o si a las mujeres, es un ejemplo que queda bien). Lo comencé a aplicar desde que vi una película el otro día que se llama “Happythankyoumoreplease” (les recomiendo que la vean) dirigida y actuada por Josh Radnor.

 

 

En ella una mina aprende eso de un taxista de no se que país que le dice uno no agradece lo suficiente, y que ese es el problema de la gente. Entonces la mina comienza a aplicarlo a su vida y bla bla bla, no les voy a contar para no arruinarles la película, pero termina todo muy muy bien, en el caso de ella, en lo referido al amor.

 

 

Otra cosa, tampoco es que uno usa la frase un día y al otro gana Wimbledon, no, lleva un tiempo hasta que de verdad lo llegás a sentir, y hasta que comienza a hacer “efecto“. Yo vi esa película hace dos semanas más o menos por primera vez, y arranqué a decir “gracias, más por favor“. Aunque no lo crean varias cosas comenzaron a salir mejor (o justo cayó que estos días varias cosas comenzaran a salir mejor, o yo creo que las cosas están comenzado a salir mejor por usar la frase aunque no lo estén. Pero eso ya es otro tema (?)), sobre todo una, que fue por las que más veces me vi en situación de decirlo, que en cierta forma me está ayudando a sacar una espina por decirlo de alguna forma, algo de lo cual no puedo por ahora explayarme por acá.

Probablemente les parezca que soy un pelotudo y que esto es cualquier cosa y pensarán que soy un budista cualquiera que se cree que está entrando en contacto con el universo para alcanzar la iluminación. Capaz que tengan razón, capaz que no; les escribo dentro de algunas semanas y les digo si funcionó, mientras tanto:

 

Thank you. More please.

Para cerrar como siempre mis post, va una canción. Hoy, Arctic Monkeys con Do me a favor.

Bueno la mañana terminó
Había lágrimas en el volante goteando en el asiento
Muchas horas o muchas semanas
Tendré el rostro de decir que son igual de inhóspitas

Es el principio del final
El coche subió la colina
Y desapareció en el cambio de rasante
Pregúntale a cualquiera, te lo dirán
Es en esos momentos en los que se tiende
A empezar a romper, a empezar a venirse abajo
Oh, sujétate a tu corazón

Hazme un favor, rómpeme la nariz
Hazme un favor, dime que me vaya
Hazme un favor, deja de preguntar

Ella se fue andando, bueno, con los cordones desatados
Y los ojos estaban todos rojos
Podías ver que habíamos llorado
Y miré y esperé
Hasta que ella estuvo dentro
Forzando una sonrisa y diciendo adios con la mano

La curiosidad se vuelve una carga pesada
Demasiado pesada para aguantar, demasiado pesada para aguantar
La curiosidad se vuelve una carga pesada
Demasiado pesada para aguantar, te forzará a ser frío

Y hazme un favor, y pregunta si necesitas ayuda
Ella dijo, hazme un favor y deja de tirarte flores
Como separar las ataduras que unen
Quizás un fuck you sea demasiado educado
Quizás un fuck you sea demasiado educado

Nico Shuga

 

 

 

P.D.: Si no te gustó, te aviso que te robe varios minutos de tu vida, forr@.

P.D.1: No se con quien estoy hablando.